Prácticas brutales, pero políticamente correctas

Parece que la palabra «brutal» no tiene el mismo significado si lo aplicamos a humanos que a animales, ¿verdad? Sí, la naturaleza es un lugar duro, la ley del más fuerte impera en la vida salvaje, pero… es la vida salvaje, se trata de sobrevivir o morir. Sin embargo, algunos animales que conviven con nuestra muy «civilizada» especie se ven abocados a sufrir prácticas no demasiado amables, sólo por tradición o entretenimiento, no por un verdadero sentido como podría ser la alimentación o un uso específico de las características del animal.

Ojo, todas las prácticas que os voy a nombrar son totalmente legales, muy lejos del maltrato animal y de la caza furtiva… al menos en teoría. En la práctica existen muchas voces discordantes que creen que realmente no se pueden considerar respetuosas con el mundo animal, pero ahí siguen, existiendo y realizándose año tras año:

  • Lanzamiento de la cabra: Aquí mismo, en nuestro país, el lanzamiento de cabra de La Polvorosa fue criticado durante años, hasta que en 2002 se prohibió usar animales vivos, que fueron sustituidos por una cabra falsa de juguete. Un grupo de jóvenes arrojaban al bovino desde la torre de la Iglesia estrellándose contra el suelo, una sinrazón que rozaba la barbarie.
  • Alimentación forzada: No son pocas las especies animales que consume el ser humano que son alimentadas a la fuerza, para potenciar su engorde y su tamaño. En especial, la de patos y gansos para aumentar sus hígados en la fabricación de paté y foie-gras ha dado mucho que hablar en los últimos años, y muchos grupos en Europa empiezan a calificarla de crueldad.
  • Onicectomía: ¿Cómo te sentirías si alguien te amputara el dedo en el primer nudillo solo por diversión? De eso se trata exactamente la onicectomía, y es que hay muchos que se gastan mucho dinero en privar a sus mascotas de sus garras, sólo para que no estropeen el mobiliario de casa.
  • Aturdimiento: Esta técnica se usa en casi todas las granjas, y trata de «aturdir» al animal antes de que llegue su verdadero sacrificio. Lo que empezó como una forma amable de evitar sufrimiento, resulta que realmente podría considerarse una tortura, dado que algunas técnicas para ello son realmente espeluznante, como la de aplicar corriente eléctrica o llevarlo al borde de la asfixia.
  • Despicado: El despicado es un procedimiento legal que consiste en la eliminación parcial del pico de las aves de corral, especialmente pollos y pavos, aunque también se realiza en codornices y patos. La razón de este acto suele ser la excesiva agresión e incluso el canibalismo que se ha notado entre patos, pavos y gallos, pero el procedimiento se considera bastante brutal y en muchos casos los picos de los animales se recortan con una cuchilla caliente sin anestesia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *